Claudia María Ramírez

Claudia María Ramírez copywriter

Una coma puede ser una venta más

Te leí la mente:

quieres conocerme, ¿cierto?

Me presento como la ocasión manda y, de paso, satisfago tu curiosidad: soy Claudia María Ramírez, copywriter certificada.

Estoy aquí para ayudarte a que tus servicios conecten de una vez con tu cliente ideal recurriendo solo a un elemento: palabras que dan en la manzana y se vuelven leyenda, al estilo de Guillermo Tell.

Pero te advierto: conmigo te olvidas de:

❌ «Vendo solo con fotos bonitas» (las palabras son las amas y señoras del universo);
❌ «Solo le escribo a mi audiencia para que me compre» (nada de ir directo a la billetera sin ni siquiera saludar); y
❌ «No sigo estrategias» (a la loca tolondra no vas a llegar a ninguna parte; si navegamos juntos, lo hacemos con destino, mapa y brújula).

Sé que vender puede ser atemorizante, he estado en tus zapatos de hecho, lo estoy en este momento, pero también sé que con las herramientas adecuadas es fácil (y sin acosar). 

Quiero ayudarte a que dejes de tirar tu dinero y crees una relación rentable con tu cliente ideal.

Soy soñadora

y creo en las palabras.

Creo que estamos hechos de palabras. Creo que nos relacionamos con palabras. Creo que nos emocionamos con las palabras. Creo que ayudar a los demás es lo máximo y que, si puedo hacerlo con mis palabras, no hay razón para detenerme. Creo que tanto las palabras como los silencios son dicientes y salen siempre del corazón. Creo en la ortografía, la gramática y las ideas. Creo en la comunicación. Creo de la a a la zeta en las 27 letras. También creo que las diferencias son necesarias y complementarias, como el Quijote y Sancho Panza. Creo en ti y en mí. Y creo que siempre puedes lograr lo que te propones.

Esto es lo que hago por ti:

Apoyo a tu empresa de tal forma que con mis palabras sea lo que sueñas.

O sea, peso, amaso y horneo las palabras para que, fidelizando a tu audiencia, los objetivos de venta de tu empresa se cumplan.

Claudia María Ramírez copywriter de valores

Soy esta:

Escribo para que tu empresa conecte con tu audiencia, fidelice a tu comunidad y las
ventas sean el resultado de una relación natural.

Claudia María Ramírez copywriting en español

Hacia allá voy:

Soy la persona que mejora la comunicación escrita de tu empresa y quien rescata las palabras para que tu cliente y tu marca vivan felices por siempre.

Claudia María Ramírez copywriter Colombia

Sobre esto me apoyo:

Ser humilde, ser simpática, emocionar, ser sencilla, actuar con inteligencia, dar lo mejor de mí y respetar las reglas ortográficas y gramaticales.

Claudia María Ramírez

Soy copywriter 

(de las certificadas)

Mis maestros fueron Juan Rulfo, Thomas Mann y el mismísimo Cervantes, porque de formación soy literata. Sí, sí. Estudié Literatura. Los cuentos, las novelas y hasta la poesía me educaron.

Si llegas a notar un espíritu cuentacuentos en mí, ya sabes de dónde salió.

Por el camino, me di cuenta de que las palabras me emocionaban. Por eso, cursé un diplomado en Corrección de textos (corrección de estilo, le decimos en mi tierra). Aprendí a ser la doctora, la enfermera y hasta la cirujana de los textos que llegaban a mis manos. Y durante 10 años mi trabajo fue asegurarme de que los textos no murieran por errores ortográficos, gramaticales ni semánticos.

También hice una maestría en Ciencias del lenguaje, con énfasis en Análisis del discurso; o sea, aprendí que las palabras se articulan con el momento en que se dicen y es allí cuando viven, tienen sentido y comunican. 

Pero esta historia feliz por poco tiene un trágico fin.

Pues la vida me dio tres vueltas y yo casi pierdo la cabeza.

En el año 2020 todo cambió. El mundo, y yo con él. No voy a detenerme en los detalles, pero para que sepas de qué va mi historia te la resumo con el dicho de mi abuelito: «Cuando uno está de malas, hasta los perros lo orinan».

El inicio de un apocalipsis zombi. Vida laboral, en mal estado. Vida personal, penando por horas extra. Los números de mi cuenta bancaria, en inclinación de tobogán. Y mi corazón por poco queda como piedra.

Dejé todo y me puse a hacer tortas y galletas, al fin y al cabo estudié Pastelería después de estudiar Literatura (ya lo ves, me gusta aprender y endulzar la vida).

Y ¿quieres saber cuál fue el panorama que encontré?

Pues, que vender no es fácil.

Entonces, ni corta ni perezosa, empecé a aprender sobre escritura persuasiva. Ya algo sabía de marketing de contenidos; tenía el camino abonado.

Así llegué al copywriting.

Y me di cuenta de que, entre más escribía, más vendía. Porque no vendía por las fotos (podrían darme la medalla de oro por tomar fotos mal). Yo vendía con mis palabras.

Entre historia e historia, y con la recomendación de mi hermano menor que me conoce de toda su vida, descubrí la Certificación de copywriting (de la Escuela de Copywriting y la Universidad de Florida). 

Tiré una moneda al aire, me inscribí y me dije: «Bueno, me servirá para vender más y consolidar un emprendimiento, o para retomar lo que soy».

El resto de la historia la conoces: estás aquí.

Sé que vender más y mejor sí es posible. Y te ayudo a que tu empresa lo logre.

¿Quieres conocerme más?

La leyenda que me hace suspirar es la del soldado de Marathon.

Claudia María Ramírez copywriter

Soy de risa fácil y siempre que puedo ando sin zapatos.

Soy tímida e introvertida, pero dame confianza o un motivo, y me salen hasta letreros.

Las arañas son mi criptonita.

Además de español, sé francés, chapaleo en inglés y aprendí latín y griego clásico.

Claudia María Ramírez

Mi lema podría ser: «Dame una palabra y moveré el mundo». 

Nací el mismo día que los Migueles: de Cervantes y de Unamuno.

Mi palabra favorita es brownie (y si es al desayuno, mejor).

Claudia María Ramírez

Ahora que me conoces, te propongo un trato:

tú me das tu correo electrónico y yo te envío contenido de valor.

No te bombardearé con correos electrónicos, ni te llenaré de promociones, ni lo que te escriba tendrá tufillo a venta desesperada. Te lo prometo.

Solo te envío información gratuita que te interesa: marketingcopywriting y alguna que otra regla gramatical u ortográfica (porque esas siempre caen bien y te hacen quedar como una persona culta).

¿Qué dices?, ¿cerramos el trato?


     

    Debo confesártelo: te espío. Uso cookies para obtener información sobre cómo navegas en mi web. Mis ínfulas de Agente 007 solo llegan hasta ahí. Si continúas navegando, deduzco que aceptas las condiciones de mi casa. Si no quieres ver más este letrero -que bien feíto sí es-, haz clic en el botón de abajo. Así, las aceptas, tú y yo quedamos con el registro de tu decisión, y el letrero se va. Pero si lo que quieres es conocer qué cookies uso, lee mi política de cookies. Te informas y tomas tu decisión. Disfruta tu visita por mi casa.

    ACEPTAR

    Aviso de cookies
    ×
    ×

    Carrito